top of page

Bioestimuladores de Colágeno

En este artículo profundizaremos en el mundo de los bioestimuladores de colágeno, una tendencia en alza. 



¿Qué son los Bioestimuladores de Colágeno?

Estos productos estimulan la producción de colágeno y elastina propios del organismo, proteínas fundamentales para la juventud de nuestra piel. Es esencial recordar que, a partir de los 25 años, experimentamos una pérdida anual del 1,5% de  colágeno y elastina, por lo que a los 50 años, hemos perdido aproximadamente el 35% de nuestro colágeno.


¿Cuántos tipos de Bioestimuladores de Colágeno existen?

Existen diversas variantes y tipos de bioestimuladores de colágeno, desde Sculptra hasta formulaciones con vitaminas, incluyendo los hilos tensores. Incluso la radiofrecuencia y algunos tipos de láser estimulan el colágeno. Pero en la actualidad, el término se refiere más específicamente a productos inyectables cuya función principal es activar la síntesis de colágeno, crucial para mantener la piel en óptimas condiciones. Existen algunos bioestimuladores que tienen capacidad de rellenar y otros no, existen algunos que duran 6 meses, otros 1 año y algunos hasta 2 años. Además, están fabricados de diversos componentes. Algunos ejemplos de bioestimuladores de colágeno son Sculptra, Radiesse, Ellansé y Profhilo (aunque a este último le llaman también "biorremodelador"), entre otros.



Bioestimuladores de Colágeno
Bioestimuladores de Colágeno


¿Cómo son los resultados de los Bioestimuladores de Colágeno?

Una característica común de los bioestimuladores de colágeno es que presentan resultados GRADUALES, no de la noche a la mañana, Esto se debe a que el organismo requiere al menos 28 días para producir colágeno, continuando este proceso durante varios meses. Además, se suelen necesitar múltiples sesiones (aproximadamente de 2 a 3) para obtener óptimos resultados. Por lo general, los resultados finales de la estimulación de colágeno se ven a los 3 meses de la última sesión.


¿Cuál es la ventaja de los Bioestimuladores de Colágeno?

La ventaja distintiva de estos productos radica en su capacidad para mejorar la calidad de la piel, combatir la flacidez y las arrugas asociadas al envejecimiento de manera GRADUAL, por lo que la piel va mejorando paulatinamente. ¿El resultado? Una piel más rejuvenecida y saludable. 


Conclusión

La utilización de bioestimuladores de colágeno ofrece una alternativa efectiva y discreta para aquellos que buscan mejorar la apariencia de su piel sin cambios abruptos.

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page